Saber

+ ¿Por qué la sociedad no me entiende? Dios seguro que sabrá perdonarme. Solo el debe juzgarme.
+ Supo guardárselo sin levantar sospechas y lo pagó muy caro.

Todavía

+ La chica se acerca todavía un poco más a la televisión y vuelve a escuchar lo que Susanna Griso le pregunta a Méndez, con la respuesta correspondiente de este.

Recibir

+ El móvil lo mete en un bolsillo de su ajustado pantalón vaquero y se pone de pie para recibir a su amiga.

Por si

+ Nosotros dos iremos en coche; la digo por si queréis que os llevemos.
+ ... y por si fuera poco, Virginia Ayuso, una de sus profesoras se suicida.

Por mucho

+ Por mucha voluntad que haya de solucionarlo, un asunto así no se resuelve de la noche a la mañana.

Poco, poca, pocos, pocas

+ Pocas veces, en su vida ha visto discutir a sus padre, que se complementan a la perfección.

Pretérito pluscuamperfecto de subjuntivo

+ Sin embargo, en declaraciones a varios medios, su madre decía que era imposible que su hija se hubiera quitado la vida.
+ Aunque fuera así y Virginia hubiera venido a mi despacho el viernes por la tarde para despedirse, no pudo ver ningún bate de béisbol - asegura Jona, al que le tiembla un poco la voz.
+ Hubiera sido su tercera víctima. Aunque Jonathan no ha admitido ser el autor de ninguna muerte.

Permanecer

+ El profesor de Filosofía permanece desde hace unos minutos con la mirada clavada en la silla que usaba Virginia en su despacho.

Perder

+ El campeón noruego perdió con negras frente al ajedrecista de origen italiano.
+ En el tiempo que Emilio se debate entre si debe responder o no, la llamada se pierde.
+ ¿Por qué perdió los nervios y salió corriendo hacia el balcón de esa forma en plena charla con Fernando?

Pasar

+ ¿Me pasas la mantequilla? - le pide Aitana a su hija, que obedece enseguida y se la entrega.
+ Mi padre me lo pasó y solo tuve que buscarlo en la lista de estudiantes que tenemos cada profesor con vuestros datos.

Parar + de + infinitivo

+ Me encantaría irme a dormir por las noches con la conciencia tranquila, ¿sabes? No paro de tener pesadillas.
+ La opinión pública está satisfecha del resultado y no para de felicitar en las redes sociales a la Policía Judicial de la Guardia Civil y a la UCO.
+ La joven protesta y le pide que pare de cantar.

O...o

+ O te veo en diez minutos en la puerta del instituto o no me verás más.
+ O es contigo ahora o sin mí para siempre.

Montar

+ Incluso nosotros estamos planteándonos montar el despacho lejos del pueblo.

Meterse, meter

+ ¡Rezar para que nadie se metiera con ella!
+ ... le pregunta a Emilio después de ir a la cocina y meter en el lavavajillas el vaso y el plato que ha utilizado.
+ Se mete en la boca el último trozo de su sándwich vegetal y después bebe un trago de agua.
+ Julia se mete de nuevo en la casa y ruega para que todo le salga bien.

Menor

+ Julia asiente, aunque no muestra el menor entusiasmo.

Más...que

+ Ella creó aquel enigma para que la solucionara posiblemente más como un juego que como algo real.
+ Julia se acerca a ella y le da un abrazo más sincero aún que el del otro día.
+ Eres buena, Vane. Mucho más buena, amable y simpática que yo.
+ El cerebro está más despejado que anoche. Lo percibe con total claridad.

Limitarse, limitar

+ Julia se limita a asentir. No puede negar que está nerviosa.

Interior

+ Siente un dolor indescriptible en su interior.
+ ¿Sabes a quién entrevistaba Susanna Griso?

Gustar

+ Ya te dije que me gustas desde el día que nos quedamos encerrados en el ascensor del supermercado.

Futuro perfecto

+ El tiempo es oro y, cunato antes encontremos la manera de meter en prisión a ese canalla, antes habremos completado nuestro trabajo, Julia.

Frente

+ La chica cruza la calle y se sitúa frente a él.

En esta ocasión

+ En esta ocasión el chico obedece a su amiga.

En cambio

+ Las mujeres siempre le han dado un poquito de miedo. Con scarlett, en cambio, se siente bastante a gusto.

Encajar

+ ¿Por qué se suicida? ¿Por sentirse culpable? No encaja.
+ De esta manera, todas la piezas encajarían y el caso del Asesino de la brújula estaría resuelto.
+ ... le asegura el periodista, que se mueve constantemente en una silla en la que no encaja del todo bien.

24 de noviembre de 2021

+ Y de nuevo allí están esos síntomas: el vello erizado, la aceleración de los latidos del corazón y la falta de aire al respirar.
+ Tierra llamando a Aurora. ¿Estás ahí?
+ E incluso se ha atrevido a decirme el nombre del que la ha arrojado al vacío.
+ Se inclina sobre su profesora de Matemáticas y, con torpeza, emocionada y muy nerviosa, le da un beso en los labios.
+ Hay gestos que forman parte de su personalidad que se sabe de memoria.
+ No hay duda de que aquel hombre ha ahogado sus penas en alcohol.
+ Nuestras vidas en este pueblo ya son una mierda. Nada tiene sentido.
+ A Julia se le parte el alma cuando ve a los padres y a la hermana pequeña de Aria.
+ Ya sabe lo que cree y no está del todo de acuerdo.
+ Un reto mayúsculo para la chica más inteligente del instituto.
+ Es la sonrisa de su amigo la que, en este ocasión, la contagia a ella.
+ Por eso han decidido sentarse en una cafetería y merendar.
+ Es que no entiendo qué has visto en mí - murmura la joven, que baja la mirada un segundo. - Yo ne te llego a la altura de los zapatos.
+ Gracias por venir al concierto conmigo. No podía tener una mejor acompañante.
+ Vir, Mírate. Estás impresionante - dice la joven repasándola de arriba abajo con la mirada.
+ Pase lo que pase entre ambas, siempre le estará agradecida a la chica que le ha abierto esa puerta y la ha ayudado a descubrir otra parte de sí misma.
+ No imaginaba que su compañera de clase iba a contarle otra historia que no tenía nada que ver con su exnovio.
+ No quería ser la única que se iba a la cama llorando.
+ Exacto. Ella tenía su secreto; y nosotras, el nuestro.
+ La chica coloca el tablero sobre la mesa del salón.
+ Esta vez no va a defender a Iván. El golpe moral ha sido terrible.
+ Sabía que habíamos sido Ingrid y yo las que habíamos alertado a la policía de que mentía.
+ Está cabizbaja y tristona desde que ha entrado de nuevo en la casa.
+ Los últimos meses han sido muy convulsos, llenos de discusiones y salidas de tono de uno y de otro.
+ No quiere acercarse para no molestar al chico. Ya se lo dirá él.
+ Activa la melancolía de tiempos mejores, en los que su cubo de Rubik y el ajedrez eran sus mayores desafíos.
+ Al noventa y nueve coma nueve por ciento, estamos seguros de ello.
+ Recuerda perfectamente su rostro en el entierro de la chica. Sus lágrimas eran reales.
+ Creo que no hemos sido del todo justos contigo. Por eso, quería disculparme.
+ Pero es un paso. Un enorme paso basado en el respeto.
+ Es una especie de milla verde para Emilio, en la que tiene la impresión de que al final le está esperando su condena.
+ Da un último sorbo y busca con la mirada al camarero para pedirle la cuenta.
+ ... un alcalde va de escándalo en escándalo ...
+ Mientras reflexiona sobre ética periodística y el mal ejemplo que es Roberto Méndez para la profesión más bonita del mundo, llega a la cafetería en la que le espera su padre.
+ Le recuerda al hombre con el que jugaba de pequeño y con el que veía los CD de campenoes una y otra vez.
+ Soy el teniente Evaristo Monteagudo .Encantado de conocerte, Julia.
+ Iván, Voy a ser muy clara: me gustas mucho, pero no tolero que...
+ Sí, fui para pedirle explicaciones. Sabía que ella había sido la que me había delatado a la policía.
+ Su padre, acompañado de otras cuatro personas, entra en la sala de reuniones.
+ Se tumba en la cama con él y conecta el móvil al ordenador para pasar las fotos de un aparato al otro.
+ También es más luminosa y espaciosa y no transmite sensación de agobio.
+ Él ya sabe quién es el asesino de las que fueron sus compañeras de clase.
+ Ya te contaré yo también. Voy camino de tu casa. Luego hablamos.
+ Porque su amigo no sabe nada de su descubrimiento. Él todavía no conoce la identidad del asesino.
+ De lo que el chico no le habló a su amiga es de su posible marcha a otro lugar para el curso que viene.
+ No se ve viviendo lejos de Julia.
+ Miguel Ángel Plazo, con su equipo, y la secretaria judicial Andrea Torres, en nombre del juez Otamendi, se personaron en el domicilio del director del instituto.
+ La detención fue inmediata.
+ Aquel es el sitio de sus encuentros clandestinos.
+ Sin embargo, cuando la profesora entra en el vestuario, ve a la joven tirada en el suelo con un golpe en la cabeza.
+ Muchas cosas. Una de ellas es la confesión de la autoría del asesinato de Patricia Herrero.
+ Eres mi único cliente. La cosa está muy mal en este pueblo.
+ Pero, en lugar de pizza, ¿por qué no pedimos al restaurante chino?
+ El restaurante chino graba las llamadas de sus clientes a domicilio.
+ Sabes que se lo diré a Emilio. No te voy a mentir.
+ Todo estaba muy bien planeado. Lázaro lo había calculado perfectamente.
+ Tenía un arsenal de imágenes de chicas del instituto en su ordenador.
+ Lázaro no se lo iba a permitir.
+ Habló con ella en el funeral de Aurora. A solas, deprisa.
+ No comenzamos de cero, Emi. Hay mucho camino recorrido que tenemos que aprovechar.
+ Es lo que me dice mi intuición y la lógica.
+ El chico extiende el brazo y coloca su mano derecha sobre la izquierda de ella.
+ El chico obedece y aumenta el volumen del aparato.
+ Emi, ¿puedes retroceder treinta segundos?
+ ¿Qué relación tiene lo que dijo Virginia antes de suicidars, Espejo Público y el asesinato de Aurora?
+ Las preguntas de Emilio se mezclan con el ultimátum del WhatsApp de Iván, Julia se bloquea.
+ Las dos jóvenes se sientan en la terraza de uno de los bares de la plaza y piden un café con leche cada una.
+ Quiero ser mejor persona.
+ Eres una puta - le suelta a su exnovia masticando cada sílaba.
+ Te creo, Vane - le susurra Julia al oído, con el corazón hecho añicos y las lágrimas resbalando por sus mejillas.
+ Su soledad va un poquito más allá y está relacionada con la falta de amigos.
+ Emi. Puedes cuestionar a mi corazón, pero no a mi memoria.
+ Me debes algo. Una respuesta. ¿Lo recuerdas?
+ Me da lo mismo. Fernando mató a Virginia. Lo sé.
+ El culpable de los asesinatos de las chicas ya está detenido, por lo que ninguno de los dos tiene nada que temer.
+ Cuando no os salga u os sintáis bloqueados, guardad la historia en un cajón y dejad que respire.
+ Aquella llamada telefónica le ha revelado incluso más de lo que imaginaba.
+ Y es que esa noche ya se cumplirá una semana desde que Aurora desapareció de su casa.
+ Estira las piernas, conecta los audífonos al móvil y busca la banda sonora de la película "una mente maravillosa"
+ ¿Qué es lo que va a comunicar? ¿Se sabe algo?
+ Gran trabajo, Roberto. Eso supone un giro de ciento ochenta grados en la investigación.
+ El caso es que Virginia no sabía que ese bate era el que usó el asesino de la chica a la que amaba.
+ ¿Cuándo fue? Sí, ¡exacto! En el coche de Diego Soler, cuando los llevó a ella y a Emilio desde el entierro a la plaza.
+ Mi madre tiene la mala costumbre de contárselo todo a mi padre.
+ ¿Crees que debemos hacer un examen final o es preferible que entreguéis un trabajo? Dadas las circunstancias, no sé qué es mejor.
+ No eres la única superdotada de esta habitación. Yo también tengo más de ciento treinta de cociente intelectual.
+ La vida no me quiere. Es injusta conmigo.
+ Ese hijo de puta me ha arrebatado lo que más quería.
+ Casada, joder. Me había enamorado de una preciosa mujer casada. La vida no me da un respiro. Nada ha sido fácil para mí.
+ ¡Sí que hizo!¡Él asesinó a Virginia! - grita fuera de control el profesor de Filosofía.
+ Él siempre pensó que Paula Vila no se había suicidado, aunque la justicia así lo determinó.
+ Pocos minutos después, Emilio regresa a la mesa cargado con dos cafés con leche y dos magdalenas.
+ Sin embargo, en las últimas semanas la relación entre ellos se ha enfriado un poco y el contacto cada vez es menor.
+ Julia busca en su carpeta los apuntes que Vanesa necesita y se los da. Esta se lo agradece con un beso en la mejilla.
+ Julia escucha hablar a su amigo y tiene la impresión de que se trata de una persona distinta a la que ella conocía.
+ No sabe aún lo que va a hacer en las fiestas navideñas, pero no piensa actuar de sujetavelas de la parejita.
+ En ese instante, la voz de la chica se corta repentinamente y es sustituida por un ruido devastador.
+ Pero de poco sirven sus desesperadas súplicas, porque Julia no responde nada.
+ No me cansaré de repetirlo: los lectores sois la parte más importante de esta historia.

Dónde

+ No. Yo te llamo o te escribo y te digo dónde vernos y a qué hora. Aún no estoy segura de que pueda.

Del todo

+ Pero es que en el móvil no las ve del todo bien.

Cuanto antes

+ La vida no será la misma después de todo lo que ha pasado, pero necesitamos recuperar la normalidad cuanto antes.
+ ¿Qué te ha dicho tu madre? - pregunta Virginia que desea correr cuanto antes un tupido velo.

Conducir

+ La chica lo conduce hasta el salón y cada uno ocupa un sillón.

Celebrarse, celebrar

+ ¿Vais a ir mañana al entierro de Virginia? No es aquí. Se celebrará en el pueblo de sus padres.
+ Ni siquiera han ido esa mañana al entierro de Virginia Ayuso, celebrado en el pueblo de su profesora de Matemáticas.

Compartir

+ En la terraza de casa Julián comparten la misma mesa tres personas que conoce muy bien.

Cambiarse, cambiar

+ Venga, haz tú los sándwiches mientras yo me cambio de ropa y llamo a mis padres a ver por dónde andan.
+ ... clandestinamente, en el vestuario que utilizan para cambiarse en Educación Física sus compañeros.
+ En cualquier caso, ya tenemos al culpable - dice Emilio que coge el mando para cambiar de canal.
+ ¡Tú misma diseñaste el plan para cambiar el examen de Historia!
+ Diego no quiere estar otra vez en ese debate. No va a hacerle cambiar de opinión. Así que opta por guardar el silencio.
+ ¿No sabes? Tú lo sabes todo, Julia - dice aquel hombre cambiando el tono de voz.

A tiempo

+ Sí, lo vio todo. Y no logró reaccionar a tiempo para detenerla.
+ Él ya sabía que aquel tipo no era tan bueno. Sea como sea, su amiga se ha dado cuenta a tiempo.

A propósito

+ Es como si le estuviera respondiendo a propósito, pero de forma indirecta, a las dudas que Vanesa ha vuelto a sembrar en ella.

Ambos, ambas

+ Ambas han contado que iban al concierto con la otra.
+ La tensión entre ambos es evidente. Se puede palpar en aquel ambiente enrarecido.

Adelantarse / adelantar

+ Emilio adelanta el programa del martes hasta que por fin da con la entrevista que le hacen al periodista todoterreno del pueblo.
+ He adelantado el regreso - se limita a responder.
+ Sin embargo, ya les podemos adelantar a los espectadores de Espejo Público, en exclusivo, lo que va a decir Rubén Expósito.
+ La policía no habría tardado mucho en averiguar la verdad. Simplemente, me adelanté un poco.

Acabar + gerundio

+ Y luego ambas acabarían riendo y buscando otro rompecabezas que resolverlo.
+ No quería dejarle entrar, pero acabe cediendo.

Acabar con

+ ... hasta que se aseguró de que había acabado con su vida.
+ ¡Sin ella ibamos a ser felices los dos! ¡Y Fernando acabó con nuestro sueño!

Todavía más

+ El ruido de puertas abriéndose y cerrándose lo ponen todavía más nervioso.
+ Lo que le acaba de confesar Iván no aclara nada. Lo complica todavía más.
+ Yo que pensaba que mi hija tenía unos gustos muy particulares... y resulta que la pobre Patricia era todavía más rara.
+ ¿Todavía más? ¡Aquella chica es una bomba relojería.
+ Escuchar su voz resulta todavía más extraño y las ganas de colgar inmediatamente son enormes.
+ Si ya me costaba imaginar a Lázaro como un asesino, pensar que son dos los implicados me resulta todavía más inverosímil.
+ Aquella cuestión sorprende todavía más a Julia. ¿Solo quiere su consejo?

Tal como

+ Julia coge el tablero, en el que por la mañana escribió con lápiz las letras tal como estaban en el dibujo de Patricia.
+ Comer no puedo. Que cene fuera no les haría ninguna gracia a mis padres, tal como están las cosas ahora mismo.

Solo, sola

+ Si no quieres ayudarme, lo haré yo sola. Tranquilo.
+ No, solo que debemos hablar - dice el joven. Aún le tiemblan las rodillas. - Así que voy a ir a ver qué es lo que quiere contarme.
+ Está sentada sola en la sala de reuniones del cuartel de la Guardia Civil.
+ No seas exagerado, por favor. Solo utilicé la lógica.

Seguro

+ Aunque seguro que no lo está pasando bien, la chica percibe sosiego en la voz de Iván.
+ Seguro que si alguien del aquel instituto cae en aquel absurdo juego es ella.
+ Eso seguro que también se lo decías a Vanesa y al resto de tus novias.
+ Seguro que existirá un instante mejor para hablar con él de ese asunto.
+ Seguro que pronto encuentra a otra víctima a la que hacerle la vida imposible. Es su naturaleza.
+ Seguro que va a ser una experiencia increíble.

Recordar

+ Me recordáis a Amy y Lince.

Poder

+ La presión finalmente, ha podido con ella.
+ Nos estás haciendo mucho daño, Vanesa. Pero tus mentiras no podrán con nosotros.

Pretérito perfecto de subjuntivo

+ En primer lugar, te quiero agradecer que hayas aceptado concedernos esta entrevista.
+ Si eso es así, no tiene sentido que se haya quitado la vida, Emi.
+ Siento que hayáis tenido que presenciar este bochornoso espectáculo.
+ Perdona que no te lo haya cogido a la primera. Estaba hablando con mis padres.
+ Me alegro de que hayas cambiado de parecer y hayas venido a contarme todo esto.
+ Ellos sí que se llevan bien. Muy bien. Es curioso que todos los enfrentamientos hayan sido con él.
+ Por lo menos no da la impresión de que la charla con su padre haya sido un desastre.
+ Es alucinante que una chica de dieciséis años haya resuelto el caso más importante que ha sucedido en este pueblo.
+ Me da miedo que las cosas hayan cambiado.

Merecerse, merecer

+ Te mereces que te cuente lo mismo que voy a contarle a la policía. Ya no puedo guardármelo más.
+ Ahora mismo él merece todo su atención.
+ No era justo para ti, que tan bien te has comportado conmigo estos días. Merecías una explicación.
+ No es una tragedia más. Ella era la mejor persona que ha llegado a este pueblo. No merecía morir. No lo merecía.
+ Este pueblo no se merece lo que está sufriendo. Como tampoco te lo mereces tú.
+ Te mereces a alguien mucho mejor que él. Te lo aseguro.

Llamar

+ Llama a la puerta de Ana López con las piernas temblorosas.
+ Voy a llamar a mi madre para decirle que ya hemos llegado.
+ Él sabía que su fin estaba muy cerca cuando la Guardia Civil llamó a su puerta.

Lanzarse, lanzar

+ Aquel joven, que está al otro lado del móvil, es inocente de todas las acusaciones que le ha lanzado su exnovia.
+ Dos testigos, que estaban en la calle, la vieron lanzarse.
+ Ella se lanzó al vacío por algún motivo. Y no cree que fuera por sentirse culpable de asesinar a sus alumnas.
+ Esa pregunta, que el joven lanza al aire, se la llevan repitiendo desde ayer.
+ Las últimas palabras de Virginia antes de lanzarse por el balcón del cuarto piso en el que vivía pueden ser determinantes. Todo empieza a tener sentido.
+ Sabes perfectamente que Fernando solo vio como ella se lanzaba desde el cuarto piso.

Eso que

+ ... y eso que a ella jamás se le olvida nada.

3 de noviembre de 2021

+ Todas las opciones son una locura y existen muchas posibilidades de que no funcione nada de lo que ha planteado. Pero debe ir paso a paso.
+ Sin duda, la fortuna se ha aliado con él esa tarde.
+ Sabe que está cometiendo un delito y que los remordimientos de aquello le perseguirá siempre.
+ ¡He dicho que no! - exclama el joven molesto por la insistencia de su novia.
+ Son más de las cuatro cuando llama Vanesa. Enseguida el chico percibe su tono conciliador.
+ Reconoce la voz de Virginia Ayuso despediéndose de unos padres.
+ Son apenas tres o cuatro segundos repletos de miedo, tensión y adrenalina.
+ Tu estúpido novio es más valiente de lo que pensabas.
+ Iván no entiende qué ha ido a hacer allí, aunque no es asunto suyo. Lo único que le importa es que no lo ha visto.
+ Se va a volver loca.
+ Pero el error lo he cometido yo. Yo soy el que debe pagar el precio de esta tremenda equivocación.
+ Su mente está funcionando a mil por hora.
+ En selectividad no podrá repetir el error que ha cometido en el examen de Historia.
+ ¿Va a confesar por fin qué hacía en el instituto el viernes por la tarde y a quién vio entrar en el vestuario?
+ El hombre sabe que aquella noticia es un gran palo para ella y para todos los que conocían a la profesora.
+ Te llamaré luego, Julia. Siento todo lo que está pasando.
+ No asimila lo que cree que han escuchado sus oídos.
+ Ni idea. Pero tu amigo te ha dicho que fue a ella a la que vio entrar en el vestuario. ¿No?
+ El joven se ajusta las gafas y aprieta los labios al oír a su amiga.
+ El chico le muestra la imagen a Julia, que agarra el teléfono y la examina con detenimiento.
+ Solo hay dos posibilidades: o está soñando o hay escondida una cámara oculta en alguna parte. pero aquel instante parece real.
+ Mira a Emilio, que también se ha percatado de la identidad de la autora de la llamada.
+ Durante cerca de media hora los chicos reproducen las tres primeras partidas de Magnus Carlsen.
+ Pero a mí me sobra. Así que te doy un poquito de la mía.
+ Se sorprende al ver el nombre de Vanesa.
+ Sin embargo, Julia le pide con la mano que no se acerque más.
+ ¿Te ha sentado mal la comida? - le pregunta desde fuera del baño muy preocupado.
+ ¿Seguro que no quieres que avise a tus padres?
+ Necesita asegurarse de que el chico al que ama no es el culpable.
+ ¡Emilio es inocente! Lo sabía. Sabía que podía confiar en él.
+ Aquella afirmación de Vanesa hiela la sangre de Julia.
+ Ensimismada, contempla el tablero con las piezas en la posición final de la última partida de aquel torneo.
+ Mira su móvil y ve que las horas se le han pasado volando.
+ Sí, mamá. Ahí es donde está la clave de la historia.
+ El último de la fila es Jonathan, su profesor de Filosofía y tutor durante aquel curso.
+ Quizá otro día ya no pueda.
+ Aquella respuesta a la defensiva es la señal de que hay algo que falla.
+ Permanece clavado al suelo y escucha a Jonathan.
+ Ella asegura que no lo ve desde hace unos días y que hace semanas que no entra en el vestuario.
+ Julia finge sorpresa. Esa parte de la historia tampoco le supone ninguna novedad.
+ En el canal local, Roberto Méndez está saludando a Bernardo Ríos e invitándole a que se siente.

Durante

+ Sus padres se entretienen en los recuerdos de su infancia un par de minutos.
+ Ha hablado durante toda la hora sobre el mito de la caverna de Platón.
+ Durante varios minutos, el joven del cabello azul y el profesor de Lengua y Literatura dialogan sobre ese asunto.
+ En cambio, Virginia ya conoce sus cortes. Fue durante la segunda vez que quedaron en el vestuario.
+ Estuvo observándole durante un tiempo y no tenía dudas sobre ello.
+ Durante el funeral, lo ha escuchado decir un montón de cosas en voz baja que no ha sido capaz de entender.
+ Durante toda la noche lo ha estado sopesando y cree que es lo mejor para él.

Delante

+ Además con su amigo delante, no puede hablar con tranquilidad.
+ Al principio, no quería hablar. Ni siquiera con su abogado delante.
+ Con los dos delante, seguro que es más fácil averiguar quién miente.
+ Está segura de que la solución para resolver la muerte de Aurora está delante de sus narices.

Convertirse, convertir

+ ¿Eso la convierte en la sospechosa número uno?
+ ... ¿Es esa la manera de convertirse en adulta?
+ Hemos llegado a un punto en el que las redes sociales se han convertido en una jungla.

Cruzarse, cruzar

+ En el camino hasta la parte posterior del instituto, no se cruza con nadie.
+ Durante estos meses he tratado de evitar cruzarme contigo en el instituto. Te veía y apartaba la mirada.
+ Y ahora las dos están muertas. ¿Coincidencia? Yo creo que no - sentencia la joven rubia cruzándose de brazos.
+ Una idea cruza por su cabeza en ese instante.
+ Así que acepta y juntos cruzan la puerta del Rubén Darío, que está abierta.
+ Es como si todos aquellos con los que se cruza la miraran y estuvieran pendientes de ella.
+ Jonathan Vila cruza las piernas y da otro sorbo al vaso de agua antes de continuar hablando.

Contra

+ El noruego, jugando con negras, derrotó al gran ajedrecista ucraniano, contra todo pronóstico, y se proclamó ganador del campeonato en Bilbao.
+ El ruido de las gotas golpeando violentamente contra el cristal la atrae más que las explicaciones del profesor de Filosofía.
+ En ningún momento la vio reaccionar con agresividad ni le dio la impresión de que pudiera actuar violentamente contra nadie.
+ La mujer decide llevarse el teléfono, y la cadenita para evitar cualquier sospecha y acusación contra ella y los oculta en su casa, con todo el dolor de su corazón.

Como bien

+ ¿Iván, el Asesino de la brújula? No es posible. Aunque como bien ha dicho ella, existen los motivos y la oportunidad.
+ Por otra parte, Patricia Herrero se entera de algo, como bien le dijo a Julia en el entierro de Aurora, que está relacionado con la culpabilidad de Lázaro.

Apenas

+ Desde que Virginia aceptó ir con ella al concierto de Ed Sheeran, apenas ha pensado en otra cosa.
+ Contra pronóstico, Julia consigue dormirse pronto aquel martes de mayo y apenas se levanta un par de veces durante la noche.
+ Apenas se han visto a solas fuera de horas de instituto.
+ Instantes después, apenas cinco o diez segundos más tarde, el móvil vuelve a sonar.
+ Cierra los ojos y se duerme en apenas unos segundos.
+ Desde que Julia regreso ayer del cuartel, apenas han hablado de otra cosa.

Ante

+ La puerta del pasillo se abre y aparece ante ellos una mujer que sostiene una carpeta entre los brazos, pegada al pecho.
+ Necesitan algo más contundente para llevarlo ante un tribunal.
+ Tiene derecho a ir con los ojos húmedos por la vida y no responder por ello ante ningún tribunal.

Al + infinitivo

+ Nadie merece morir - comenta el joven mientras, al marcharse uno de los clientes, avanza un par de pasos en la fila.
+ La chica suspira al confesar sus problemas para dormir.
+ Julia arquea las cejas al escuchar a su compañera de clase.
+ Sin embargo, a la mitad del recorrido, al pasar por delante de otro de los bares de la plaza, algo llama su atención.
+ Se angustia al pensar en la palabra «cadáver» pero ya no hay marcha atrás.Tiene cosas que hacer.
+ La profesora de Matemáticas se lanzó por el balcón al escuchar en la televisión que a Aurora la habían asesinado con un bate de béisbol.

Agarrar

+ El hombre agarra el mando a distancia y apaga la televisión.
+ Deja la carpeta encima de la mesa y agarra una tiza para comenzar a transcribirlo en la pizarra.
+ La mujer sonríe y, en un gesto inconsciente, agarra la mano de Aurora.

Adónde

+ ... pero nadie sabe adónde iban ni lo que ha ocurrido.
+ ¿Irme de aquí? ¿Adónde?
+ Iré a visitarte adonde vayas.

Adjetivos

+ Además, inquieta, no cesa de examinar el móvil.

Tanto como

+ Roberto Méndez es un estúpido, pero no creo que esto nos afecte tanto como parece.
+ Está afectado, pero no tanto como debería. O eso es la impresión que nos ha dado. Es un tipo bastante frío.
+ Posiblemente, una canción de India Martínez, su artista preferida. También a Vanesa le encanta, casi tanto como Dani Martín.

Tal y como

+ Voy a escribir sobre este tablero las letras tal y como están en el ajedrez de Aria.
+ Cuando se lo revele, se quedará con la boca abierta, tal y como se quedó ella hace un rato tras resolver el enigma de Aria.

Subjuntivo

+ Puede ser que la clave esté en los movimientos de alguna de ellas.
+ Sin embargo, a Jonathan le extraña que Virginia todavía no haya llegado.
+ Creía que no te gustaba que te llamara así ...
+ Después de lo de ayer, no le extraña que se haya ausentado para no verle.
+ Es la hora de que contéis todo lo que sabéis sobre vuestras compañeras asesinadas.
+ Lo mejor es que votemos. A mano alzada. Así no hay más que discutir.
+ Solo espero que no me juzgues y que entiendas por qué hice lo que hice.
+ ... aunque en esos momentos, duda que vaya a poder hacerla.
+ Sigilosamente, abre la puerta un poco y supervisa que no haya nadie en el pasillo.
+ No desea que Virginia la juzgue ni que opine sobre los motivos por los que lo ha hecho.
+ Tal vez esa sea la mejor: rechazar la invitación de Iván y comer con su querido y fiel Emilio.
+ ¿No prefieres que pidamos algo? No quiero arriesgarme a quemar la cocina.
+ Marca su número y espera a que responda.
+ Pero cuando hable con el director y la profesora de Historia, iré con la verdad por delante. Se acabaron las mentiras.
+ Siento que pienses así.
+ Cuando comamos, los llamaré.
+ Porque, sin duda, aquella jugosa realidad deben exprimirla todo lo que puedan.
+ No sospechaba que Vanesa fuera consciente de lo que está admitiendo.
+ Que llege el «no puede ser» de su boca y todo acabe.
+ Que disfrute mucho del concierto y que te dé un beso de su parte.
+ Pero no te veía como rival. Perdona que sea tan directa. Es así. No eres su tipo y tampoco creo que él sea el tuyo.
+ Ya decidirá qué hacer cuando procese todo lo que circula ahora por su cabeza.
+ Que se acostara con Vanesa unas horas despúes de que la besara a ella le ha dolido en el alma.
+ No me creo nada de lo que venga de ese triángulo de los horrores. Vanesa, Ingrid e Iván son lo peor.
+ Prefiere que Julia no escuche la charla porque, si se altera demasiado o llora, no quiere que su amiga lo vea.
+ Quiero que vuelvas a casa, Emili. Tu madre y yo queremos que regreses hoy mismo. No es una orden, es una petición.
+ Lo que sea, Emilio. Haremos lo que esté en nuestra mano para que la convivencia mejore.
+ No puedes hacer lo que te dé la gana siempre. Hay una serie de normas que debes cumplir.
+ Ni siquiera está seguro de que lo que le está proponiendo su padre sea lo que de verdad vaya a ocurrir.
+ Cuando él sea periodista, intentará hacer las cosas de otra forma.
+ Pero también entiende que aquello no será para siempre y que quizá es mejor cortar antes de que se acostumbre más.
+ ¿Hay algo más de lo que tengamos que hablar? - le pregunta algo ansioso.
+ Tu madre y yo hemos pensado detenidamente y creemos que lo mejor para ti es que el año que viene te vayas del pueblo.
+ Adonde tú quieras. A Londres, Madrid, Barcelona, Estocolmo... Cualquier ciudad que te parezca atractiva.
+ Espero que te esté yendo bien con tu padre, Luego te cuento.
+ Espero que pronto lo sepamos.
+ Tal vez de esa forma consiga lo que no ha logrado antes.
+ De momento, no. pero no creo que tarden en saberlo.
+ Creo que porque esperaba que cambiase.
+ No estoy segura, pero ahora te lo cuento - dice la joven ansiosa por que respondan al otro lado de la línea.
+ La chica le pide que tenga paciencia, que enseguida se lo cuenta todo.
+ ¿Hay alguna manera de que me lo envíes por correo electrónico o a través de WhatsApp?
+ Haré todo lo que esté en mi mano para que no nos moleste.
+ Ella te quiere. O te quería, porque espero que pase de ti y encuentre a un chico que la valore de verdad.
+ Está a punto de ir a reprenderlas, pero ya lo tendrá en cuenta cuando corrija sus exámenes.
+ Eso no le va a devolver la vida a la chica, pero quizá así puedan descansar algo más tranquilos.
+ Es un buen chico. Espero que las cosas le vayan bien. Se lo merece.
+ No es posible que sepa que sospecha de él.
+ Un año en Suecia posiblemente le ayude a olvidarla. O ese es su planteamiento y su deseo.
+ A Julia le tiembla todo. No es que Emilio esté más alto, es que camina más erguido.
+ Toman café mientras esperan a que aterrice un avión procedente de Estocolmo.
+ Y cada vez les preocupa menos lo que piensen y digan los demás.
+ Julia ha decidido que, cuando pasen unos días, visitará a los familiares de sus compañeras de clase.
+ De vosotros dependerá que este sea el comienzo de una nueva etapa.
+ Espero que este cuaderno os sirva para que os desahoguéis.
+ Tal vez el motivo de esa sonrisa diferente sea la chica rubia y de piel anaranjada que va de su mano.
+ En Estocolmo hablamos en inglés. Pero ya es hora de que aprenda algo de castellano.
+ ¿Le molesta que Emilio salga con alguien? No debería.
+ Tengo muchas ganas de que leáis esta novela y me digáis qué os parece. Os tengo muy en cuenta.

Sonar

+ En ese instante, su móvil empieza a sonar.
+ Lázaro está a punto de dar por terminada la reunión cuando suena su móvil.
+ El tiempo se detiene en su boca y sus palabras suenan como una canción de The beatles.
+ La campana suena coincidiendo con las últimas palabras de Jona.
+ A punto de llegar a la plaza, destino final, su móvil suena y la saca de sus cavilaciones.
+ Sin tiempo, ni siquiera para contestar el mensaje de WhatsApp, el teléfono vuelve a sonar.
+ El corazón se le acelera de golpe cuando abre otra vez los ojos. Y es que está sonando el timbre de casa. ¡No será Iván!
+ Sé que me sueno muy convincente y que no comprendes que pueda querer a dos personas al mismo tiempo.
+ El móvil suena en el salón. Sonríe al comprobar que es su padre.
+ Iván, no voy a quedar contigo - la voz de Julia suena seria, tajante.
+ En cualquier momento sonará su móvil y deberá afrontar la dura realidad.
+ La música acaba y comienza a sonar otra vez. Tiene activada la opción de repetición.
+ ¿Es tu móvil el que suena?

Referirse

+ Estoy segura de que Patri se refiere a esos torneos.
+ No necesito pautas mamá - responde Emilio sin saber muy bien a qué se refiere y qué son esas pautas de las que habla.
+ La exnovia de Iván se corta y no termina la frase. Aunque Julia sabe perfectamente a que se refiere.
+ La chica no los quiere interrumpir, pero está impaciente: es hora de que continúen con las novedades a las que se refirieron.
+ ¿Te refieres a... al beso? No, claro que no.

Ocupar

+ Sentaos. Ahora os lo explico - dice Lázaro mientras ocupa el sillón en el que se sientan los profesores.
+ El joven le hace caso y ocupa el otro asiento.
+ Él ocupa la silla colocada a la derecha de la joven y Miguel Ángel, la de izquierda de su hija.
+ Jonathan se pone de pie esbozando una cínica y espectral sonrisa, y se sienta en el brazo del sillón que ocupa Julia.
+ La chica observa a Vanesa, que ocupa el lugar en el que antes estaba Emilio.

Notar

+ Julia suspira y nota el peso de la responsabilidad sobre sus hombros.
+ Estaba liada con una alumna, le era infiel a su marido y había dos personas que lo sabían y podían contarlo. Sin embargo, no se le notaba nada.
+ No es buena actriz, pero trata por todos los medios de que no se le note la angustia que ahora mismo pesa sobre ella.
+ ¿No se toma cómo está? ¿No lo percibe en su voz?
+ ¿Qué pasa? Te noto raro. ¿Os habéis vuelto a pelear?

Lo cual, la cual

+ Hay una fórmula según la cual puedes llevar al caballo a todas las casillas del tablero sin repetir ninguna a través de su movimiento en ele.

Jamás

+ Fernando jamás la había visto así.
+ Ellas no podrán votar jamás, ni realizar otras muchas cosas que seguro habían previsto hacer en su vida.
+ Jamás ha utilizado una chuleta ni ha hecho trampas.
+ No lo sé. Pero sí sé que jamás tendré algo con Iván.

Hacer gracia

+ Sin embargo, a Julia no le hace tanta gracia lo que acaba de ocurrir en directo en el plató de la televisión local.
+ A Iván, en cambio, no le hace tanta gracia la charla entre Vanesa e Ingrid.
+ Ella escucha y permite que Virginia se desahogue, pero no le hace demasiada gracia que hable tanto de él.

Haber + de + infinitivo

+ No hay ninguna clave o fórmula que le indique lo que ha de encontrar.

Generar

+ No genera polémicas, no vende su privacidad y pocas veces pierde la sonrisa.
+ Y eso le genera cierta envidia, pero al mismo tiempo le agrada que su amiga tenga un espejo como el de aquel chico en el que mirarse.
+ Si le explica la verdad, corre el riesgo de que su amigo no se lo tome bien y se genere un nuevo problema.

Entrar + [algo]

+ A Julia le entran arcadas al escuchar el trato de "don" que el periodista le da al alcalde.
+ Cada vez que la recuerda, le entra mal cuerpo y se arrepiente de lo que hizo.
+ No me gustan las cámaras. Me entrarán los nervios y no me sabré expresar correctamente en español.
+ A Emilio le sudan las manos y le entra, en la pierna derecha, un desconcertante tembleque que no logra detener.
+ Al oír a su padre, le entra un gran cosquilleo en el estómago.

Entonces

+ Es un gran hombre y un tipo que merece la pena. Le gustó desde la primera vez que le vio, pero entonces estaba felizmente casada. (?)
+ Entonces el hombre se le queda mirando fijamente. Es una mirada extraña, acompañada de la sonrisa de antes.
+ ... pues entonces tendré que dar yo el paso.
+ No hay duda entonces de que es un suicidio.
+ Julia entonces toma uno de los folios y el bolígrafo que tiene delante.
+ He pensado mucho en ti desde entonces.
+ Entonces, su mirada furiosa se detiene en los ojos claros de Vanesa.
+ Jonathan entonces levanta la mano e intenta golpear con todas sus fuerzas a Julia, que estaba esperándolo.

Echarse, echar

+ El chico respola y se echa hacia atrás en la silla.
+ Acaba de echar al pueblo encima de los profesores del instituto.
+ ¿Normalidad? Han muerto asesinadas dos niñas a las que dábamos clase y la prensa nos ha echado toda la mierda encima.
+ De vez en cuando, el chico del piercing echa un visatzo hacia donde ella está sentada.
+ ... anuncia el hombre al tiempo que se echa hacia delante en el sillón.
+ Miguel Ángel se echa hacia atrás en el sillón y cruza las piernas.
+ El profesor está echando de su coche al director del instituto.
+ Julia se echa el pelo hacia atrás nerviosa.
+ Y ahora las dos están muertas - repite Vanesa echándose las manos a la cabeza.
+ Y terminamos en mi cama echando el mejor polvo que recuerdo.
+ Yo os echaré una mano cuando lo necesitéis y no habrá preguntas trampa. Os lo juro.
+ Julia le envía el WhatsApp a su amigo y echa un vistazo a su alrededor.
+ ¿Te importa que me eche una siesta?
+ Cuando vieron todas esas fotos de chicas del Rubén Darío, se echaron las manos a la cabeza.
+ Los dos estábamos muy cansados y hemos decidido echarnos una siesta.
+ Lo han echado del instituto. Esta misma mañana. No podrá hacer selectividad.

27 de octubre de 2021

+ Quiero terminar esto de la mejor manera, Vir.
+ Una cosa es intuir que el final de la relación se acerca y otra oír de la boca de tu marido que quiere divorciarse.
+ Aquel hombre orondo y pagado de sí mismo se siente protagonista.
+ El rostro de Virginia está completamente desencajado.
+ Así me confesó quién era el chico que le gustaba.
+ Era Lázaro. Imagino que ahora te llamará a ti también.
+ Virginia le cuenta a Jonathan la conversación que ha mantenido con el director del Rubén Darío.
+ Eso significa que desde arriba se están tomando muy en serio el caso del Asesino de la brújula.
+ El alcalde se rasca la oreja y cruza las piernas.
+ Ese asunto le corresponde a la Policía Judicial y a la UCO. You estoy al margen.
+ Entonces, ¿no va a confirmarle a la audiencia, a sus votantes, que el coletero y la brújula pertenecen a dos de sus profesores?
+ Aquella es la gota que colma el vaso.
+ Julia mira a su amigo que se encoge de hombros.
+ Mil gracias por invitarme. Pero que sepas que con esto no tendrás mejores notas en Matemáticas, ¿eh?
+ El chico tiene las manos situadas en la cintura de la chica y ella le rodea el cuello con los brazos.
+ Quiero algo a cambio de mi silencio.
+ Lo último que está probando es la famosa jugada del caballo partiendo desde varias casillas.
+ En menos de un minuto logra resolverlo.
+ ¿Ese ese el tipo de chico que le gusta a Julia?
+ La chica coloca su cara delante de la de Emilio.
+ ¿Me lo preguntas a mí? Tú eres la experta en ajedrez y en Magnus Carlsen.
+ Pero la paciencia no es precisamente su fuerte.
+ Comida por los nervios, le pide un segundo y abre el bolsillo de su mochila.
+ Los ojos de Pedro Soria se le van a salir de las órbitas.
+ Solo hacen su trabajo para obtener resultados lo antes posible.
+ Julia, estoy nervioso. Me tiemblan las piernas.
+ Las palabras del chico llegan entrecortadas. Incluso ha dudado cuando ha dicho "mi casa".
+ El que más le impone es el sargento Peñaranda, de la UCO.
+ Todos saludan a Julia estrechándole la mano amablemente.
+ Voy a despedirme de Peñarando. Ahora vengo.
+ Los dos son igual de culpables.
+ ¿Podemos hablar? pregunta él con decisión.
+ Va camino de su casa, en donde le están esperando.
+ No nos ha llegado ninguna notificación a casa para que te persones a declarar.
+ Vamos de susto en susto.
+ Emi, mucho ánimo. Todo irá bien. Te lo dice una Supernena.
+ Emilio escucha una carcajada de Julia que le encanta.
+ No seas cabezota y escúchame. Soy abogada y sé muy bien de lo que hablo.
+ Ya os dije que no me importa lo que hagáis con vuestras vidas.

Colgar

+ Le cuelga a la chica, tras darle las gracias mentalmente por existir, y se sitúa delante de la puerta de su casa.
+ La profesora de Matemáticas le cuelga a Lázaro muy preocupada.
+ Como decía Maquiavelo "El fin justifica los medios". Le cuelga a Vanesa y se pone manos a la obra.
+ Una vez más, te pido perdón. Ayer no estuve muy afortunado colgándote y luego apagando el móvil para no hablar contigo. Fui un cobarde.
+ Mete el examen original en la mochila y se la cuelga.
+ La chica traga saliva y está a punto de colgar.
+ Y tras aquel desafío, Vanesa suelta una risa histriónica y cuelga.
+ El chico cuelga y ella se queda contemplando el móvil triste y pensativa.
+ El hombre cuelga y deja el móvil sobre la mesa.
+ Julia, sin despedirse de Iván, cuelga, apaga el móvil y lo suelta sobre la mesa.
+ Le explicó que sospechaba de mí cunado Paula se suicidó y, en cuanto te colgó, le contó a mi padre que habías llamado.

Conseguir

+ Finalmente, Emilio consigue convencer a su madre y está acudirá al cuartel con él.
+ Lo dice Vanesa con una sonrisa que Julia no consigue identificar si es sarcástica o sincera.
+ Si consigues averiguar sus planes, tendrás gran parte de la victoria en tus manos.

Caber

+ Ya sé que quizá no es el mejor sitio ahora mismo, pero cabemos todos y estaremos tranquilos.

Bastante

+ No existe la perfección. Aunque Magnus está bastante cerca de ella.
+ Julia enseguida se da cuenta de que ha sido bastante borde con él y que ha podido ofenderlo con el tono que ha utilizado.
+ Seguro que su amiga tiene pastillas en casa. Pero bastante está racaneando ya esos días.
+ Bastante tiene con ser la amante furtiva.
+ La presencia de aquellos hombros le impone bastante, pero es hora de encerrar al culpable.

A cambio de

+ Sin duda, alguien se lo está contando a escondidas a cambio de algo.
+ ¿Y si aquello solo es un relato de ficción? Una manera de ocultar la terrible verdad... a cambio de autoinculparse de un delito menor que solo tiene consecuencias a corto plazo.
+ Durante unos minutos, Vanesa le explica a Julia el episodio de marzo en el que Aurora las pilló enrollándose en el baño del instituto y la protección que esta le pidió a cambio de su silencio.

Agradar

+ Hablar de aquel tema no le agrada en absoluto. Sufre. Pero en esta ocasión no le queda más remedio.

Verbo + preposición

+ No me fío de ese tío. Para mí, sus palabras no tienen ninguna valiez.
+ Scarlett insistió en que sí lo habíamos dado aunque nuestra compañera tenía razón y esa parte de la lección cuatro no lo habíamos estudiado todavía.
+ No hay ninguna mejor manera de acabar con lo nuestro, Fernando. No nos engañemos.
+ ¿Puedes esperar a despúes?
+ No te preocupes. Me alegro de que confíes en mí.
+ Pues dile que llame a sus padres y que uno de ellos acuda con él al cuartel de la Guardia Civil.
+ Si cumples con tu parte, nadie se enterará por mí de lo tyuo con Ingrid. ¿Trato hecho?
+ No sabe si puede fiarse de la tía rara de clase o no aunque no cree que esté fingiendo.
+ Estoy hecha un lío. Yo no soy lesbiana. Solo me sucede con ella.
+ Se hacen mayores y, por suerte, pueden contarlo, piensa Julia, que se acuerda de Aurora y de Patricia.
+ Este lo recibe sin ningún entusiasmo y no tarda en separarse de nuevo de ella.
+ El hombre suspira y termina por revelarle a su hija la tragedia que se ha producido hace un rato.
+ Piensa en lo que el chico le confesó hace unos días.
+ No, no me apetece. Quiero seguir con esto.
+ No. Él no puede ser el asesino de Aurora y de Aria. Se niega a creerlo. Y va a demostrarlo. Al mundo, a Vanesa y ella misma.
+ Pues bien que las hiciste el otro día cuando me obligaste a remangarme el jersey para comprobar si me cortaba los brazos.
+ Seguro que él también continuará con su vida cuando el tiempo nos lo permita.
+ Ella sí que disfruta con nuestra manera de comportarnos.
+ Nos amenazó con hacerlo público si no cumplía con un cometido.
+ Si ella iba con lo nuestro a alguien, nosotras desvelaríamos su relación.
+ Es que la manera en que Magnus vence al campeón indio es sublime.
+ Emilio no tarda mucho en regresar.
+ Y que tú te vayas de aquí dependerá de ti, Emilio.
+ Sueña con un ajedrez en el que las piezas son personas que conoce.
+ Sí, pero no había contado con que Patri me iba a dejar un enigma con su nombre oculto.
+ Cuando fue a hablar con él y le contó lo que sabía, lo amenazó con denunciarlo.
+ ¡Fue justo a continuación de enterarse de eso cuando se tiró por el balcón!
+ Afortunadamente, mi padre cree en mi inocencia.
+ A menudo piensa en Vera, en los padres de Aria y en Bely, su hermana pequeña.

Verbo + adjetivo

+ Moja inquieta el último trozo del churro que tiene en la mano y se lo come.
+ Le propone muerta de la vergüenza, sin mirarla a los ojos.
+ La mujer se dirige pensativa a su habitación.
+ El hombre escucha atento mientras se termina de vestir.
+ Una ambulancia atraviesa veloz la calle por la que camina, en la misma dirección que anteriormente lo hicieron los coches de plicía.
+ En la pantalla aparece iluminado "papá móvil". Julia agarra el teléfono y responde.
+ Como siempre, va elegantemente vestido, con una camisa blanca remangada y una corbata negra.
+ Vanesa mira al suelo y taconea inquieta.
+ El único que no puede dormir tranquilo es el asesino.
+ Han muerto asesinadas dos jóvenes de nuestro amado y respetado pueblo. No puede volver a pasar.
+ ... responde el chico sorprendido por el aspecto de su profesor preferido, que parece salido de un episodio de The walking dead.
+ La ve como el resto: como una rarita, la chica que va sola y no se relaciona con nadie.
+ Aurora respola cansada de la insistencia de sus tutor.
+ El viernes pasado repiten cita, por eso Aurora iba maquillada.
+ No va solo. Lo acompaña Lázaro Martínez, el director del Rubén Darío.
+ Anoche, después de cenar, charlaron un poco con sus padres y se fuero pronto a la cama.
+ Debajo de las piezas, en aquella sopa de letras, continúa oculto el nombre del asesino de Patricia Herrero y de Aurora Ríos.
+ Emilio ha escuchado el final de la conversación y lo contempla inquieto.
+ Emilio lo ve sentado en la terraza. Tiene una taza humeante sobre la mesa y está revisando el móvil.
+ Julia escucha atenta y, de pronto, oye algo que le llama muchísmio la atención.
+ Diego Soler asiente con la cabeza mientras observa inquieto y preocupado a Jonathan Vila.
+ Bueno, digamos que estaba atento a lo que hacía sin que ella lo supiera.

Venir

+ ¡Yo también te quiero! ¿Vendrás a comer?
+ Le vendrá bien desayunar fuera con Emilio, aunque sigue presionada por ser la única que tiene la solución en sus manos.
+ Al terminar, mete el folio original en el sobre en el que venía y se pone de pie.
+ Y enseguida le viene a la cabeza lo que acaba de contarle su profesora de Matemáticas acerca de su marido.
+ Ya le viene a la cabeza el beso que se dieron.
+ Sin pretenderlo, su amiga le ha ayudado. Pero lo que viene a continucación depende de él.
+ Pero les he dicho la verdad. Y ahora también lo saben mis padres. En realidad, esto me ha venido bien.
+ Lo mejor de aquella clase para Aurora es que termina en un par de minutos, luego viene el recreo y a continuación Matemáticas, su asignatura preferida.
+ A Julia entonces le viene a la mente la teoría de Emilio sobre el papel de aquel hombre y su posible implicación en la muerte de la profesora del Rubén Darío.
+ Cuando se coloca el móvil en la cara y suena la señal de llamada, no está muy segura de lo que va a venir a continuación.
+ Desde el acróstico de Aria en la carta en la que venía dibujado el tablero hasta la resolución final en la partida entre Magnus y Anand.
+ Cuando Iván desaparece de su vista, a Vanesa se le viene el mundo encima.
+ Él también piensa que una temporada fuera le vendrá muy bien.

Tratar

+ Mañana tratará el tema con él.
+ Trata de olvidarse de la charla que acaban de tener y de sus sensaciones.
+ Ni siquiera he tratado el tema con mis padres.
+ Solo tienes que fijarte en cómo trataron al padre de Aurora en el entierro.
+ Virginia trata de recuperar la compostura. Respira hondo y fuerza una sonrisa.
+ No hay duda de que se trata de Iván montado en la bici saliendo del instituto.
+ Aquella mujer es increíble. Guapa, simpática, inteligente..., y la trata como nadie en aquel instituto.
+ Te veo animado - le dice Julia, que trata de escapar de las idas y venidas que la somete su cerebro -. Eso es bueno.
+ Se trata de sus profesores Scarlett Smith y Alberto Montero acompañados de Roberto Méndez, que es quien parece que lleva la voz cantante.
+ ¿Te tratan bien en la casa de tu amiga?
+ La puerta se abre y la chica contempla a un joven uniformado que lleva en las manos una bandeja con refrescos y una jarra de agua. Se trata del policía local Marcos Martín.
+ Y, a la vez, trata de buscar la forma de salir de allí por si las cosas se ponen feas.

Terminar + gerundio

+ Se miran fijamente y terminan riéndose el uno del otro.
+ Aurora no tiene ganas de oír lo que Vanesa quiere contarle, pero termina aceptando.
+ La sonrisa de Virginia es contagiosa, y ella también termina sonriendo.
+ ... que la profe de Matemáticas tenía miedo de que todo saltara por los aires y terminara siendo expulsada del instituto.
+ Estoy seguro de que su marido la empujó. La verdad terminará saliendo a la luz.
+ Alberto se sonroja y termina aceptando. A su edad, y con esa vergüenza encima.
+ Esta se queja, fingiendo que le ha dolido, pero termina esbozando una sonrisa.

Saltar

+ Yi y Dunia se reúnen rápidamente con su amiga y aplauden y saltan muy contentas.
+ Tras varios tonos en los que no responde nadie, salta el contestador automático.
+ Mientras lo prepara todo, siente el nerviosismo propio de alguien que nunca se ha saltado las normas.
+ Marca su número y le salta el contestador. Insiste una segunda vez y obtiene el mismo resultado.

Retomar

+ Durante el desayuno, se comen un paquete de galletas de chocolate, beben café con leche y retoman la conversación donde la dejaron pendiente hace unas horas.

Presentar

+ En veintinueve minutos se presenta en la casa de Virginia.
+ Cunado sonríe, presenta unos dientes blancos y perfectamente alineados. No se le ven entradas y tampoco ni una sola cana.
+ Ven. Te voy a presentar a las personas que hablarán contigo.
+ El padre de Aurora presenta mejor aspecto que en el entierro de su hija.
+ Le describe a continuación a su amiga el terrible aspecto que presentaba su profesor de Filosofía.

Matrimonio

+ Renate Ramge fue la mujer de Emberto Eco, hasta que este murió el año pasado. Más de medio siglo de matrimonio.
+ Cuando se enteren de que pronto le pedirá matrimonio, el zasca va a sonar a quinientos kilómetros a la redonda.
+ La situación se ha vuelto insostenible y su matrimonio está llegando a su fin.
+ Después de casi veinte años de matrimonio, todavía parecen enamorados.

Marcar

+ Marca su número y espera a que suene su voz al otro lado.

Junto a

+ La habían golpeado con un objeto contundente en la cabeza y tenía una brújula junto a ella.
+ Entra en la habitación y cuando pasa junto a su amiga observa los folios que esta tiene sobre el escritorio.
+ Se sienta junto a la joven y esta le explica lo que ha averiguado.
+ La profesora se queda junto a su mesa y la chica se dirige a su asiento.
+ En esta ocasión es una llamada, ¡Vanesa! La ha visto en el entierro de Aria, junto a su inseparable Ingrid y a otros chicos de su clase.
+ Camina junto a Emilio rumbo a su casa.

Juntar

+ La comida se juntó con la merienda y la merienda se mezcló con la cena.
+ Virginia se echa hacia adelante, apoya los codos en la mesa y junta las dos manos.

Frases interrogativas

+ ¿Caliento una lasaña vegetal y frío unos pimientos?
+ ¿Pagamos y nos vamos?
+ ¿Por qué partida empezamos?
+ ¿Nos centramos en el torneo y en cómo debemos buscar la clave para resolver el enigma de Aria?
+ ¿En qué consiste lo que estás haciendo?
+ Me gusta Ed Sheeran. ¿Hay alguien a quien no le guste?
+ ¿De qué querías hablar conmigo?
+ ¿Con qué objetivo?
+ ¿Estás de broma? ¿Qué es lo que quieres?
+ Diego, ¿Te encargas tú de escribir la nota para la prensa?
+ ¿Por dónde empezar? Es optimista y opta por los que aún no tienen la nota puesta.
+ ¿Hablar conmigo de qué?
+ ¿A qué le tiene miedo? ¿Hay alguna forma de que alguien descubra que ha cambiado el exámen?
+ ¿Qué hay de malo en ello?
+ ¿De verdad piensas que Virginia se ha suicidado?
+ ¿De qué quieres hablar?
+ ¿Desde cuándo eres tan impaciente?
+ ¡Por Dios! ¿De quién sospecha?
+ ¿A qué te refieres?
+ ¿Cómo se lo explica?
+ ¿A quién pretende engañar? Está haciendo lo mismo con su marido.
+ ¿De qué se queja?
+ ¿No te ha dicho para qué?
+ ¿Desde dónde me llamas?
+ ¿Vais a cambiar el despacho de lugar?
+ ¿Le da explicaciones o no se las da?
+ La chica se muerde los labios con fuerza, hasta incluso hacerse daño. ¿Le contesta o le cuelga inmediatamente?
+ ¿Dónde te apetece que merendemos? ¿Quieres que cojamos el bus y nos vayamos a dar una vuelta por la ciudad?
+ ¿Cuánto te debo?
+ ¿Se lo vais a comunicar a la prensa?
+ ¿Quieres que veamos alguna serie para relajarnos?
+ ¿Qué busco?
+ Hablas de futuro, pero ¿piensas que podemos estar juntos ahora?

Instalarse, instalar

+ Un dolor punzante se ha instalado en su cuello.

Hace

+ De eso hace ya dieciocho años, y no fue aquí, sino en el pueblo en el que vivía con sus padres.
+ Tiene unas ideas de hace cinco siglos.
+ Hace años que no desayuno churros.
+ Pero hace un mes sí las vi discutir en la puerta del despacho de Sacarlett más acaloradamente.
+ Hace tiempo que sospecho que tiene una amante. Aunque él lo niega.
+ Su padre y él son buenos amigos desde hace bastante tiempo y conocía muy bien a la chica.
+ Prácticamente es una repetición calcada de la historia que le narró a ella hace unas horas.
+ El coletero es mío, lo reconocí. Pero hacía unos días que no lo veía.
+ Hace mucho que no veo a Antonio.
+ Hacía mil años que no regalaba flores a una mujer, exceptuando a su madre por su cumpleaños, cuando todavía vivía.

Echar de menos

+ luego le mandaré un WhatsApp a mi madre para decirle que estoy bien y que no les echo de menos.
+ Era una tía estupenda. La voy a echar mucho de menos.
+ Echará de menos a Julia y lo pasará mal sin ella. Pero sería peor si continuara a su lado.