+ La puerta del pasillo se abre y aparece ante ellos una mujer que sostiene una carpeta entre los brazos, pegada al pecho.
+ Necesitan algo más contundente para llevarlo ante un tribunal.
+ Tiene derecho a ir con los ojos húmedos por la vida y no responder por ello ante ningún tribunal.